Turvilagarcía
ESPECIALES
El Mercado de Vilagarcía en la Historia
Guía rápida para conocer Vilagarcía de Arousa
Iglesia Parroquial Santa Eulalia de Arealonga
La familia de D. García de Caamaño

Ir a 1-4 | 5-8 | 9-12 | 13-16 | 17-20 | 21-24 | 25-28 | 29-32 | 33-36 | 37-40
GUÍA COMERCIAL
Alojamientos
Cafeterías
Restaurantes
De Tapas
Servicios Náuticos
Gimnasios
Centros de Estudio
De Tiendas, Comercios...
SERVICIOS
Historia
Callejero
Directorio Web
Fotografías, 360º
Rutas de Senderismo
Patrimonio
Fiestas Populares
AL DÍA
Noticias y Eventos
Cartelera de Cine
El Tiempo
Prensa local
Noticias de Galicia
Farmacias
Horarios de Transportes
Telefonos de Interés
Date a conocer con Turvilagarcia
REPORTAJES TURVILAGARCIA
LA FAMILIA DE D. GARCÍA DE CAAMAÑO, FUNDADOR DE LA VILLA
LA FAMILIA DE D. GARCÍA DE CAAMAÑO, FUNDADOR DE LA VILLA, DESDE SU ORIGEN.

Es la familia Caamaño una muy antigua familia de Galicia, tanto, que una antiquísima leyenda nos dice que este apellido fue traído a nuestra tierra por un Príncipe troyano llamado Sicambre, bisnieto del último rey de Troya, que al desembarcar en Galicia y cruzar su sangre, dio origen a las Calamanius, de etimología "quam magnus", significando “tan grande” y que al paso de los años y siguiendo conocidas leyes fonéticas, cambió su liquida “l” por la "a" quedando en Caamaño.

Ahora, leyendas aparte, seguiremos un impreso anónimo, fechado en Noviembre de 1644, que describe el padre Atanasio López y que se titula: Noticia de la familia de Caamaño, de su origen antiquísimo, y de las de Vistaalegre, Rubianes, y Barrantes, nobles ramas suyas.

Cita la mentada noticia, a un tal Caamaño, que en tiempo de los Suevos, era Gobernador de Galicia y que como tal, preside un Concilio en el año 453. Aparece, ya en tiempo del rey Teodomiro (559), Talasio Caamaño casado con Indegunda, sobrina de Atanagildo, que era Señor del Promontorio de Neiro (Bayona), que al enviudar fue Obispo de Astorga y figura Junto con su hermano Pantardo Caamaño, en el III Concilio de Toledo (589).

Nos cita seguidamente a Anserico Caamaño, Obispo de Segovia, que interviene, activamente, en los Concilios: IV (633), V (636), VI (638) y VII (646) celebrados en Toledo.

D. Sandia de Caamaño, era en el año 718, Gran Señor de Galicia y presta su ayuda a D. Pelayo en la Reconquista.

Como descendientes de D. Sandia, se citan a D. Pedro y a D. Fruela Alonso de Caamaño, que en el año 1129, fundan el Monasterio de Toxosoutos (Noya), quedando en el de monjes y que pertenecía a la jurisdicción de la Abadía de Sobrado, que fundara el Conde Hermenegildo y su esposa Paterna De Caamaño, teniendo, por aquel entonces, enterramiento allí los señores de esta familia.

Los descendientes de D. Pedro y D. Fruela, establecen su casa solar en la que todavía hoy, se denomina parroquia de Santa María de Caamaño perteneciente al Ayuntamiento de Porto do Son (Noya- A Coruña), y que según rezaba en una piedra de la entrada de la casa, denominada “Castillo de Castro Caamaño” “Fizo Juan de Caamaño, Año de Mill Ciento Setenta et Siete”. Casa que nos describe la noticia que estamos comentando, de la siguiente manera:

...es una fortaleza y torre de circuito grande, fabricada en un cerro de moderada elevación y altura, de anchísimas paredes; arguyen su senectud estragada las ruinas de ellas, si bien florecientes por la hiedra que la lisonjea cubriéndola sus defectos... Cíñela una barbacana, circunvalación nada despreciable...".

Hasta aquí la crónica no nos descubre el orden de padres a hilos, pero parece ser eme luego de su establecimiento en su casa solar , en Porto do Son, los documentos permiten ya seguir el hilo de la sucesión sin ruptura ninguna, dándonos como sucesor en la Casa a:
D. Ruy García de Caamaño, del que se nos dice que fue “...uno de los más principales y poderosos caballeros de su tiempo en Galicia, siendo suyas las villas de Noya y Rianxo, las merindades de Posmarcos, el Coto de Ourolo y trece pueblos más en los territorios de Soneira y Barcala, en que se comprendía gran “jurisdicción y vasallaje, es también Señor de Rubianes...”. Estuvo presente en el sitio de Baeza (1146) y en la toma de Almería (1147) con el Rey Alfonso VII, muere “rodeado de un escuadrón de moros...”. Estuvo casado con Dña. Ilduarda Fernández de Castro, hermana de Fernán Ruiz de Castro, duodécimo Alcayde de Toledo, la cual le dio por hijo y sucesor en la Casa a: D. Sancho García de Caamaño, que asistió con su padre a la toma de Almería, fue capitán de la nobleza de Galicia en la conducta del general D. Fernán Pérez de Traba, su pariente. Estuvo casado con Dña. Constancia Fernandez de Temes, que era hermana del Merino Mayor de Galicia D. Nuño Fernández de Temes y en segundas nupcias con Da. Urraca Guntroda García Sorrez, con la que tuvo a su primogénito y sucesor:
D. Fernán García DE Caamaño ,que asistió a la batalla de Las Navas de Tolosa (1212) en compañía de su hermano D. Ruy García de Caamaño, sirviendo al Rey Alfonso VIII de Castilla. D. Ruy se casó en Castilla y dio origen a la familia andaluza de los Camachos, parientes así de los Caamaño. Se casó D. Fernán con Dña. Aldonza DE Moscoso de la Casa de Altamira, teniendo por hijos y sucesores a:

D. Ruy Fernández de Caamaño, que muere sin dejar sucesión en el Sitio de Úbeda, sirviendo al Rey D. Fernando III, en el año 1233. Su hermana Dña. Teresa Fernández de Caamaño, se casó con D. Ruy Pérez de Saavedra, que era Señor de esa Casa. Su otra hermana Dña. Aldonza de Caamaño se casó y emparentó a los Caamaño con los Señores de la Casa de Figueroa. Sucedió pues a D. Ruy en la Casa, su segundo hermano:
D. García Fernández de Caamaño, que asistió y acompañó también al Rey D. Fernando III “El Santo”, en las conquistas de Córdoba (1236) y Sevilla (1248). Se casó con Dña. Sancha de Saavedra, hija de D. Pedro Fernández de Saavedra y Dña. Juana de Sotomayor, teniendo como hijo y sucesor a: D. Fernán García DE Caamaño que estaba casado con Dña. Constanza DE Figueroa, emparentándose por medio de este matrimonio, con los Duques de Feria y los Marqueses de Figueroa. Tuvieron por hijos a: D. García. Fernández, de Caamaño, sucesor en la Casa, amigo y servidor del Rey D. Enrique II de Castilla, que lo hizo estar presente en su coronación en Burdos el 16 de Marzo de 1366. Su hermano D. Basco Fernández de Caamaño, fue el protegido del Rey D. Juan I de Portugal, a partir de 1369, casándose en aquel país y dando origen a la familia del poeta Luis de Camóens (transformación portuguesa del apellido Caamaño). Se casó D. García con Dña. María Pardo de Junqueras, de la casa-solar denominada “Torre de Junqueras” de La Puebla del Caramiñal, teniendo por hijos a:
D. Ruy Fernández de Caamaño, primogénito y sucesor en la Casa. Su hermano D. Juan de Caamaño, fue Comendador de Caracuel en la Orden de Calatrava. D. Ruy Fernández, se casó con Dña. María Rodríguez DE Villalobos, y tuvieron como hijo y sucesor a:
D. García Rodríguez de Caamaño, que recobró la ciudad, de Tuy de manos de los portugueses en 1379 según nos cuenta la noticia: “...con intrépida astucia, formó una escala de su daga y subiendo el muro, degolló a los guardas del castillo, abriendo paso a sus soldados., recuperando así la fortaleza...”. Se casó con Dña. María Pérez das Mariñas. Según sabemos por el testamento de esta señora, ambos están enterrados en el Monasterio de Toxosoutos, en un sepulcro de piedra con una estatua suya,... ”al lado de los fundadores de este convento que foron desta familia...”. Le sucedió su hijo:
D. Ruy Fernández de Caamaño, que en el año 1390, recibe en feudo, de manos del Arzobispo D. Juan García Manrique: “Santa Baya de Arealonga (actual Villagarcía), San Pedro de Cornazo, Santa María de Rubiáns, San Esteban de Sayar y Santa Baya de Nantes, todas en tierras del Salnés...”, “por cuanto fuere cortés e obediente vassallo...”.
Sabemos, efectivamente, que el arzobispado compostelano, era dueño de estas tierras, por donación del Rey Ordoño II en el año 912 al abad D. Guto, del Monasterio de San Martín Pinario. Este documento real, es el primero que nos habla y describe perfectamente, el lugar en donde habría de asentarse, muchos siglos más tarde, nuestra ciudad y que por tanto merece la pena reproducir en parte:
“...Sta. Eulalia de Arenalonga cum S. Christophoro qui vocitatur Alobre cum ómnibus suis bonis et cum suo stario integro et cum suas comboas íntegras que sunt Ínter ambas ipsas ecclesias et intus in passales in toto circuito de ipsae ecclesias sicut intrant in mare et unt ipsae ecclesiae cautate in toto giro per petras erectas et scriptas...”.
Recibió pues D. Ruy Fernández en feudo estas tierras y decidió reconstruir en la feligresía de Santa María de Rubianes, una vieja Torre que había estado habitada por D. Ruy García de Caamaño, antepasado suyo, en 1146, como ya hemos visto, engrandeciéndola y fijando en ella su residencia, según consta en una inscripción sobre una piedra que estaba situada en la pared del Torreón y que todavía se conserva en el actual Pazo de Rubianes y en la que se puede leer: “Fizo Fernández de Caamaño anno de 1411”. Se casó el tal D. Ruy Fernández, con Dña. Inés Fernández de Silva Y Fajardo teniendo como hijos a D. Martin Becerra de Caamaño y a D. García de Caamaño, llamado “El Viejo” y “El Hermoso”. En 1440, se marcha D. Ruy para acompañar al Rey D. Juan II de Castilla en la batalla de Olmedo, que se rinde en 1445 y deja como Señor de sus posesiones a su segundo hijo D. García de Caamaño, “El Hermoso” que había de fundar, en 12 de Mayo de 1441 “o meu lugar e porto de VILA - GARCÍA...”.

Manuel Suárez Fuentes - Colaborador histórico
Queda totalmente prohibida la reproducción total o parcial de este texto, sin la autorización expresa del Webmaster